Llamado de solidaridad con Honduras

Honduras

¡Exigimos justicia, no a la impunidad!

Ante la sucesión del gobierno de facto de Micheletti al nuevo gobierno ilegítimo de Porfirio Lobo Soza el próximo 27 de enero, denunciamos que con este acto sólo se dará continuidad a los procesos anti-democráticos y anti-constitucionales que han afectado al pueblo y la democracia hondureña desde el Golpe de Estado el pasado 28 de junio.

Aunque Porfirio Lobo intente persuadir a la comunidad internacional de que no ha formado parte del Golpe de Estado, es evidente que no es cierto: él y su partido han apoyado de manera continua y sistemática el Golpe de Estado y los crímenes cometidos por el régimen golpista. Consta que Porfirio Lobo no ha condenado ninguna de las violaciones de derechos humanos, ninguno de los asesinatos perpetrados por las fuerzas golpistas durante todos estos meses y, tampoco contribuyó a que se cumpliera el Acuerdo Guaymuras/San José para el restablecimiento de la democracia.

Con la toma de posesión del nuevo gobierno ilegítimo, las fuerzas golpistas quieren concluír exitosamente una estrategia que han aplicado desde el momento de usurpación del poder: legitimar el golpe de estado ex post por medio de elecciones que ellos llamaron democráticas y, la transición a un gobierno que ellos dicen que fue democráticamente electo. Además, con esa transición pretenden garantizar la amnistía e impunidad por los delitos póliticos y las violaciones de derechos humanos cometidos desde el 28 de junio.

Por lo tanto, la comunidad internacional no debe hacerse cómplice de esa estrategia de olvido y perdón a los crímenes perpetrados, debe mantener la posición que ha tomado después del Golpe de Estado: condenarlo, exigir la restitución del orden democrático y constitucional, no-reconocer el gobierno ilegítimo, mantener las sanciones contra el mismo, exigir el esclarecimiento de las violaciones de derechos humanos, contribuír a la protección de las defensoras y defensores de derechos humanos, de las y los integrantes del movimiento de la resistencia, e insistir en el respeto a la libertad de expresión y la protección de los medios de comunicación y de todas y todos quienes han sido víctimas de la represión.

En este sentido, hacemos un llamado a las organizaciones de la sociedad civil a que realicen actividades de protesta, vigilias y manifestaciones ante los Ministerios de Relaciones Exteriores en sus países, para exigir :

  • Justicia por las víctimas de la represión después del Golpe de Estado en Honduras ;
  • Posicionamientos claros de los Gobiernos que no aceptarán ni amnistía ni impunidad por los delitos políticos y violaciones de derechos humanos perpetrados desde el Golpe de Estado ;
  • Manifestaciones explícitas que los gobiernos no reconócerán el nuevo gobierno ilegítimo de Porfirio Lobo, por lo que mantendrán y reforzarán las sanciones impuestas.
  • Expresiones políticas y prácticas de apoyo a la defensa de derechos humanos que contribuyan a la protección efectivas de las personas afectadas por la represión persecución política, y a la investigación efectiva de las violaciones de derechos humanos perpetradas desde el 28 de junio.

Sabemos que el retorno a la democracia en Honduras será un largo camino. Reconocemos el papel valiente e impresionante de la Resistencia popular contra el Golpe de Honduras en Honduras, y tambien el papel clave de las organizaciones de derechos humanos, en la defensa de la democracia y de los derechos humanos en Honduras. Nos comprometemos a seguir acompañándoles solidariamente en esta histórica lucha.