Una cooperación europea solidaria

Grupo Sur, al declararse europeo se propone trabajar por un proyecto político comprometido con la solidaridad que ponga en el centro de sus relaciones la cooperación con el Sur, la superación de la pobreza estructural, el impulso del desarrollo sostenible y la realización de los derechos humanos integrales. Queremos una Europa coherente y participativa, que organice su solidaridad desde una relación de codecisión entre ciudadanía, sociedad civil e instituciones nacionales y comunitarias.

Grupo Sur, defiende una Cooperación para el desarrollo comprometida con los objetivos de la Cumbre del Milenio, que avance rápidamente hacia el cumplimiento del 0,7 de AOD de la renta nacional bruta. Una Cooperación europea no sujeta ni dependiente de intereses mercantiles y/o de intereses políticos de la acción exterior de los gobiernos o de la Unión, sino autónoma y asentada en instrumentos jurídicos que garanticen una coherencia entre recursos financieros, objetivos y estrategias. La alianza defiende la participación activa de actores del Norte y del Sur en la elaboración de estrategias para países y regiones. Exige además, una Cooperación más fuerte de la Unión, como complementaria a la cooperación desde los países miembros.

Para trabajar por estos propósitos, Grupo Sur se propone realizar una acción permanente en las esferas institucionales de la Unión, con la finalidad de lograr espacios de diálogo y debate que faciliten mejoras sustantivas en la cooperación al desarrollo. Asimismo tiene como una de sus prioridades el fortalecimiento de vínculos con otras alianzas de ONGD en favor de obtener una mayor fuerza de presión ante las instancias europeas. La alianza considera que la solidaridad Europea para con los países del Sur necesita ser reconstruida a fin de que la Cooperación para el desarrollo esté a la altura de los ideales que se proclaman.